La costumbre es más fuerte que el amor…

Por Boris L. García Cuartero

He leído bastante por estos días, a propósito de los 50 años de la libreta de abastecimientos, un mecanismo regulador del Estado cubano para que a todos nos llegara por igual un sustento mínimo de alimentos, en medio del proceso de reconversión institucional que se produjo con el triunfo revolucionario de 1959…y que se quedó, se quedó y se quedó, tantos años que recién cumplió medio siglo de venturas y desventuras.

No quisiera utilizar el mismo tono burlón de muchos trabajos, pero en honor a la verdad, ha sido la libreta el salvavidas familiar –ay de quien la pierda, tremendo rollo, es posiblemente, el documento más cuidado en cualquier casa. También es una carga tremenda para el Estado cubano, al que ya le pasaron poco más de 50 años por encima y las condiciones hoy no son las mismas que entonces…

Poco queda en las casillas que la conforman como garantía de la canasta básica, creo que menos quedará en poco tiempo, porque cada vez cuesta más comprar en frontera y aunque todavía insuficiente, poquito más se produce dentro del país, como para sustituir la importación de costosos alimentos, subsidiados luego por el Estado, para que como dice el principio social: se satisfagan las necesidades de quienes vivimos en la Isla….pero…

¿Hasta cuándo podrán soportar las arcas estatales la erogación de millones de pesos duros? En otra ocasión escribí:

Se hizo público en asamblea del Parlamento, que el Estado cubano desembolsa mil 016 millones de dólares para mantener la canasta básica subsidiada, de esa cifra asume el 88 por ciento y la población solo paga el doce –en este número no estás incluidos los gastos adicionales de transporte y otros asuntos de logística.

Los gastos para Cienfuegos están en el orden de los 12 millones 102 mil pesos anuales, con los que se entrega alimentos a más de 398 mil paisanos, que recogen cada mes su cuota en unas 466 bodegas o mercados de Comercio… pero ¿qué significaría borrar este subsidio? ¿está en condiciones el país de hacerlo ahora mismo? ¿sería esta una medida popular, de comprensión masiva, de apoyo irrestricto –vaya palabrita- si nuestro proyecto social preconiza la protección a todos bajo su manto?

Solo que el manto se encarece, en medio de condiciones internacionales –e internas, por qué no-  mucho más adversas que aquel lejano año de fervor revolucionario, cuando una solución para igualar en posibilidades y oportunidades fue crear la regulación de alimentos y repartir panes y peces, cuan pasaje bíblico de paraíso terrenal.

 Hablemos de las ventajas. Todavía tenemos seguras las cinco libras de arroz que nos venden, el poquito de aceite que no alcanza para nada, pero bueno; algo de granos, la sal, las cinco libras –creo- de azúcar a unos pocos centavos… y nada de esto alcanza para vivir un mes, pero algo es algo…porque comprarlas en los mercados estatales…hummm a precio de oro y con los salarios que todavía tenemos…piense en los viejitos con bajos ingresos por lo simbólico que resultan sus chequeras…

Hablemos de las desventajas. Todo el mundo recibe lo mismo y eso no es correcto, si partimos de que algunos nada aportan al bien común; se dice que nutren el mercado subterráneo con los poquitos que nos quitan entre las maltrechas pesas y la falta de escrúpulos de ciertos bodegueros…y millonaria es la cifra que el Estado destina a mantener los productos de la libreta…

…si ya se, he escrito más de lo mismo, pero qué trabajo me cuesta hacer la cola en la bodega para la leche, aunque me entere de todos los acontecimientos del barrio en pocos minutos…

Lo cierto es quienes abogan por la supresión de la libreta esgrimen que habría de subsidiar a las personas de menos ingresos y no a los productos distribuidos por el cincuentenario mecanismo regulador; que sería un estímulo a trabajar, porque tendrías que comprar la comida más cara –pero si ya cara está ¿y entonces…?

Y quienes piden a gritos que se mantenga la libreta lo hacen porque con esos poquitos, al menos sobreviven unos días del mes…

…vaya, tremendo rollo que tendrá solución en algún momento ¿cuándo, quién sabe? Mientras, la libreta y yo tenemos la misma edad, a mi que me quiten lo bailao, a la libreta, no se…es verdad que la costumbre es más fuerte que el amor…

Anuncios

12 comentarios

Archivado bajo Cubanísimos

12 Respuestas a “La costumbre es más fuerte que el amor…

  1. Armando Gonzalez Bolufe

    Un simpatico soneto de un conocido poeta cubano referido a “los esfuerzos alimentarios de la revolucion cubana” donde los sobrecumplidos planes y abundantes opciones de viveres solo aparecen en el NTV y en el Granma.

    ODA AL PLAN ALIMENTARIO

    Por Guillermo Rodríguez Rivera

    La yuca, que venía de Lituania
    El mango, dulce fruto de Cracovia,
    El ñame, que es oriundo de Varsovia
    y el café que se siembra en Alemania.

    La malanga amarilla de Rumania,
    el boniato moldavo y su dulzura;
    de Siberia el mamey con su textura
    y el verde plátano que cultiva Ucrania.

    Todo eso falta, y no por culpa nuestra.
    Para cumplir el Pan Alimentario
    se libra una batalla, ruda, intensa.

    Y ya tenemos la primera muestra
    de que se hace el esfuerzo necesario:
    hay comida en la tele y en la prensa.

    Me gusta

    • Triste realidad. Exceso de triunfalismo y voluntarismo, informaciones sin matices. Vamos a ver, la Empresa Cultivos Varios Horquita puede sobrecumplir su plan de producción de papas, pero ¿alcanzará para todos, porqué tiempo tendremos papas en el mercado? Si quieres te doy la explicación, pero vamos, ya la conoces. Planes fáciles de cumplir, dicen que adaptados a los recursos disponibles, mejor preparados para recibir los aplausos una vez cumplidos y la mesa con escasa comida…acomodamientos, mecanismos parásitos, como Acopio, que encarecen lo poco que llega a los mercados… hay bastante por transformar en la agricultura, tengo la esperanza de que se dan pasos que erradicarán viejos vicios, ahora necesitamos disciplina, transparencia y comida, por supuesto. Lo que corresponde a la prensa, bueno…para despojarnos de ese choteo tan cubano de poner la jaba debajo del televisor…

      Me gusta

  2. Armando Gonzalez Bolufe

    Ojala que los que pueden hacerlo, los del poder real, al fin pierdan el miedo a las relaciones economicas del libre mercado y permitan que los guajiros siembren lo que deseen y vendan sus cosechas a quienes quieran y al precio que deseen y te garantizo Boris que Cuba se inunda de comida a borbotones, los suelos y el clima son aun magnificos y los campesinos son los que realmente saben que, como y cuando sembrar sin que ningun panzon burocrata les de ordenes obtusas. Los precios al consumidor se ajustaran por ley de oferta y demanda cuando el mercado se vaya saturando, los suministros sean constantes y las necesidades se vayan solucionando, no existira la angustia que genera el acaparamiento y las compras excesivas (que son los factores que elevan los precios de cualquier producto) cuando se tiene la seguridad de que siempre lo necesario estara disponible. Puede esto parecerte una utopia pero es una realidad muy dentro de las posibilidades actuales, entonces la dichosa libreta de racionamiento (ese es su verdadero nombre) fallecera de muerte natural.

    El miedo subconsciente a quienes tienen las posibilidades, inteligencia, deseo, teson y perseverancia para producir dinero y capitales todavia prevalece en muchos adalides de la vieja generacion como pude leer en un reciente articulo de Pedro de la Hoz (y el martillo) criticando con enfasis stalinista a quienes tienen un poder adquisitivo superior al de este desgraciado chupatinta de mente estrecha, ya por ahi circulan un par de buenas replicas con muchas verdades muy bien dichas. Pienso que quizas sea un buen tema para tu blog.

    Saludos, Bolufe.

    Me gusta

    • Entre las más recientes medidas adoptadas para estimular la producción agrícola y la garantía de alimentos, se encuentran las relaciones directas de los campesinos con el mercado. Las trabas burocráticas que aún existen están dadas por una mentalidad enraizada durante mucho tiempo, pero hay que cambiarla, será la única forma en que verdaderamente se inunden de comida los mercados y deje de ser este uno de los problemas cotidianos más difíciles para el cubano. El miedo a que la gente tenga dinero está dado por el propio proteccionismo a que nos acostumbramos, el no crear clases sociales, solo que con el tiempo esta irremediable realidad nos ha dado en la cara y con una fuerza tremenda. Proteger a los desvalidos, a los menos favorecidos (ancianos solos y otros) es premisa, por aquello de tener una vida digna, pero para el resto nos toca trabajar, producir, buscar el sustento sin robar, sin desviar recursos, eso sería revolucionar y quien tenga dinero que lo gaste en lo que le parezca.

      Me gusta

  3. Armando Gonzalez Bolufe

    No con el afan de hacer comparaciones imposibles pero el sistema de ayuda social en los USA se basa en la evaluacion de cada caso individualmente, con pruebas de ingresos, gastos, si tienes empleo o no, cuantos hijos, enfermos, incapacitados o personas dependientes hay en cada familia y en base a esa informacion se le aprueba y asigna una ayuda financiera, medica y alimenticia por seis meses que sera re-evaluada al expirar ese periodo porque las condiciones pueden haber cambiado, el sistema no es infalible y se alimenta de los impuestos a las ganancias de las empresas y las individuales que todos pagamos anualmente pero realmente funciona y es dirigido a los menos favorecidos permitiendoles una vida digna hasta que son capaces de mejorar su situacion. Conozco de este asunto de primera mano pues trabajo para ese sistema en mi tiempo libre y son muchos los diferentes casos que he ayudado a resolver, creo que dejando la manipulacion politica aparte, es un buen patron para implementar algo semejante en Cuba pero quien se atreve a aceptar en la anquilosada, tozuda y retrograda cupula gubernamental cubana que algo bueno puede venir del “Imperio del Norte”..?

    Saludos, Bolufe.

    Me gusta

  4. Armando Gonzalez Bolufe

    No es lo mejor, es susceptible de muchisimas mejoras pero al menos es un buen referente, probado y ajustado a las realidades de aca. Claro, las condiciones de nuestra Isla no son las mismas y puede y debe ser acomodado a ellas pero es mejor que nada….

    Saludos, Bolufe.

    Me gusta

  5. Armando Gonzalez Bolufe

    Oye Boris no tienes activada la opcion de los videos?, tengo muchos que te pueden interesar…

    Me gusta

    • Negativo, me ocuparía mucho espacio

      Me gusta

      • Patria es Humanidad. Concepto muy amplio y que encierra muchas respuestas, ni me atrevo a entrar en los detalles que me pides, no por temores, sino porque haría falta un tratado de definiciones, Para mi Patria es el lugar donde nací, la tierra que defiendo a capa y espada, en la que debo trabajar por mi satisfacción personal y social. Si algún día decidiera irme a otras tierras, por las razones que fueran -y hasta ahora no está en mis planes futuros- esta seguiría siendo mi Patria. No sé cómo pensarán otros, he leído mucho en estos tiempos y hay hasta quien reniega solo por el hecho del sistema político que tenemos, por las dificultades internas…¿es razón para cambiarla?, no lo creo.

        Me gusta

  6. Armando Gonzalez Bolufe

    La Patria es Humanidad y Cuba es de todos los cubanos porque nacimos alla, estemos donde estemos y pensemos como pensemos, todos tenemos deberes y derechos para con ella y todos debemos y podemos opinar sobre lo que consideremos mejor para con ella.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s